La ropa sucia se lava en casa es un proyecto de Lorena Wolffer, Arturo Ortiz y Federico Gama

Partiendo de información estadística que revela que el estrato socioeconómico medio-bajo en las áreas urbanas de México presenta el mayor índice de violencia intrafamiliar y que es precisamente a ese sector al que están dirigidas las viviendas de interés social, decidimos realizar un proyecto conjunto para poner en evidencia que la calidad de vida generada en este tipo de fraccionamientos produce un incremento en la violencia de género e intrafamiliar, detrás de la construcción publicitaria de un imaginario de vida “perfecta”.

Una de las preguntas de la “Encuesta de Violencia Intrafamiliar 1999. Documento Metodológico y resultados, México 2000", realizada por el INEGI, indaga si las personas encuestadas consideran que “la ropa sucia se debe lavar en casa”. Se trata de un cuestionamiento que apunta al espacio privado como un sitio en el que la legalidad pública se cancela y que se rige bajo normas independientes, en las que la violencia es un comportamiento común y en ocasiones tolerado. Por tanto, este plantamiento y la preferencia por resolver los problemas familiares de forma privada y fuera de la esfera pública podría representar uno de los orígenes de la violencia intrafamiliar.

Para nuestra sorpresa, el 88% de los mexicanos y las mexicanas opinan que sí, “la ropa sucia se dede lavar en casa”. Ante esta información, decidimos emplear una estrategia publicitaria propia de las propagandas de vivienda de los grandes desarrolladores inmobiliarios, en la que se presenta la casa “ideal” como una gran oportunidad. La vivienda —una maqueta a escala de dos casas, engañosamente presentadas como una— yace sobre una mano que ofrece una vida utópica. Sin embargo, tiene una de las ventanas centrales rota. El slogan publicitario es precisamente: “La ropa sucia se lava en casa: el 88% de los mexicanos lo confirman”.

El objetivo de la pieza es despertar una reflexión pública sobre las políticas económicas, de desarrollo social y urbano que generan las condiciones para reproducir la violencia de género e intrafamiliar, mediante un ideal inalcanzable e irreal de casa y vida.

La ropa sucia se lava en casa forma parte del proyecto Expuestas: registros públicos y se presentó en la fachada de Radio UNAM en la Ciudad de México en noviembre de 2009.