Soy la mujer de tu vida fue un proyecto de arte público que buscaba examinar la fabricación cultural del deseo, investigando la construcción de arquetipos femeninos y analizando cómo se relacionan con nociones del deseo.

El proyecto consistió en distribuir una serie de postales —intencionalmente crípticas pero inspiradas en las tarjetas de sexo servidoras, sexo telefónico y servicios de pareja— por las calles de Barcelona, España. Las postales incluían un número telefónico conectado a un sistema de correo de voz que invitaba a quienes llamaran a dejar mensajes acerca de sus ideas y concepciones sobre el deseo.

Las “confesiones” eran reproducidas —al lado de los pósters originales— en una pequeña sala dentro del museo.

Realizado en las calles de la ciudad y el Centre d’Art Santa Mónica, Barcelona, España en 2002.